miércoles, 3 de agosto de 2011

¿Por qué cerramos los ojos cuando besamos? Cuando lloramos? O cuando soñamos?... Porque, tal vez, las cosas más hermosas no se ven, sino que sienten en el corazón.

gravatar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada